Solución para las puntas florecidas

Para las puntas muy dañadas o el pelo débil, pruebe la siguiente fórmula: prepare en un recipiente un puñado de hojas de manzanilla con un litro de agua. Lleve al fuego, deje hervir hasta que sea una infusión concentrada. Retire y deje entibiecer. Antes de que esté frìo, aplique la preparación en las puntas del cabello limpio y seco. Con el líquido restante, moje una toalla y envuelva su cabellera con ella. Deje actuar unos 20 minutos, no es necesario el enjuague.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*